Como decorar una casa antigua, 2ª parte

La casita de piedra tiene historia, el jardín fue lo primero que rehicimos y quedó perfecto, para ir añadiendo flores y plantas. El interior de la casa iba por el mismo camino, creamos equipos para decorar y reconstruir una casa que casi no se veía entre los pinos, y que en poco más de un mes iba a estar preciosa.

0 comentarios
tex
domingo, 5 febrero, 2012
Jardin en la entrada lateral reformado


Rehacer una casa antigua en la sierra es toda una aventura y un placer. De acuerdo con amigos y hermanos, conseguimos poner una casa vieja en poco tiempo apetecible y cálida, en plena sierra de Madrid, en un lugar abierto y con una vecindad escueta pero muy buena.

Cuando quisimos darnos cuenta, teníamos el jardín totalmente pulido, ahora era cuestión de meterle plantas, para eso Bárbara, que es ingeniera de exteriores, se dedicó a comprar las plantas nuevas que harían compañía a las viejas, creando una armonía especial, ella sabe cómo hacer esas cosas, y la verdad es que lo bordó.

En el interior gobernaban las chicas, dos decoradoras, con ayuda de dos de los chicos para trabajos más pesados, la verdad que todo un equipo para realizar esta tarea, que puede parecer dura, pero que fue una delicia.

suelos de madera, escalones, salon y entrada

Suelos de madera. Los suelos eran sólidos pero se veían muy viejos, así que los chicos pusieron madera, pintaron toda la casa de un color salmón muy claro, y todas las puertas, ventanas, moldes, marcos y aristas lacadas en blanco, con la máquina de Pablo se pintaba en un pis-pas. Ya se podían ver los resultados, un lujo total, ver cómo habían pulido  las paredes, los techos, las puertas, todo con bicarbonato, aceite de oliva y vinagre, un trabajo importante para luego pintar.

No se hizo nada de obra, solo el suelo, y una pared para abrir la cocina, la casa estaba preparada para recibir los muebles. Teníamos los muebles viejos de la casa guardados en el garaje, que ya habíamos vaciado por completo y pintado de blanco. De los que había en  la casa, quedaron algunos de madera, eran antiguos y se veían muy bien, Almudena prometió retocarlos, ella tiene la carrera de restauración, así que quedarían de lujo.

Decorando, pintando, diseñando la casa

En el fin de semana siguiente llegaron los muebles que ellos tenían, modernos para compaginar con los viejos, las chicas hicieron maravillas, visillos blancos vaporosos y largos, plantas en las ventanas, un sofá enorme y cómodo, detalles modernos entre sillas antiguas, retocadas, una mesa de salón antigua, nogal pulido y barnizado a mano. Una maravilla de trabajo en equipo.

La casita de piedra está lista para la llegada de la primavera y en el verano, estará precioso el jardín, haremos barbacoas, y paellas, y recordaremos lo mucho que trabajamos ese final de invierno todos, para tener una casa más donde pasar fines de semana, días de verano, con nuestros amigos, ..los de “ la casita de piedra”

Fuente Imágenes ThinkStock.

Contenidos relacionados

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *