>Cosas de Decoración

Hazlo tú mismo: cubre las juntas de los azulejos

Autor: Comentar
Comparte este artículo
Para algunos sencillos trabajos de albañilería no es necesario contar con un profesional, puedes hacerlos tú mismo y el resultado te ayudará a mejorar la imagen de cualquiera de tus estancias.

En el caso de los azulejos y baldosas, cuando se alicata una pared o colocamos baldosas en el suelo, es imprescindible dejar bien preparadas las juntas que las unen.

hazlo_tu_mismo_cubre_las_juntas_de_los_azulejos

Si ponemos cuidado en esto, evitaremos que el agua y la suciedad penetren en ellas con lo que su mantenimiento será mucho más sencillo y lograremos un acabado mucho más decorativo. Además, al cubrir las juntas de azulejos y baldosas estamos aumentando su consistencia y alargando su vida útil.

Para empezar a trabajar, lo primero es, con la superficie cerámica totalmente seca, eliminar los restos de pasta antigua que hayan quedado entre los azulejos o baldosas. Para ello, lo mejor es utilizar una esponja, una cuchilla o un estropajo. Después, retira todos los obstáculos que hayas colocado en el suelo o la pared para colocar la cerámica.

hazlo_tu_mismo_cubre_las_juntas_de_los_azulejos

El siguiente paso es preparar el producto que vas a repartir por las juntas. Para ello, debes mezclar una parte de agua y dos de masilla. Mueve la mezcla con fuerza hasta que obtengas una pasta muy líquida y asegúrate de que no se forman grumos, ya que estos no resultan nada estéticos y estropearían tu trabajo.

Una vez preparada la lechada de pasta déjala reposar durante cinco minutos y aplícala en las juntas. Si trabajas sobre una pared, con azulejos, la mezcla has de extenderla con una brocha o una espátula de goma. Por el contrario, si lo que has colocado son unas baldosas en el suelo, utiliza un cepillo de goma con mango, te será más cómodo.

Una vez que hayas extendido la mezcla y transcurridos unos 20 minutos, pasa una esponja humedecida sobre el alicatado de la pared o el suelo. Una hora después, podrás limpiar los restos con un paño o una esponja y obtendrás unos resultados perfectos.

Imágenes sujetas a licencia CC de Paparugaruga

Por:
Etiquetas:
Categorías: Bricolaje


0 Comentarios Enviar un comentario